Historia de la revolución española: desde la guerra de la independencia a la restauración en Sagunto, 1808-1874. Con un prólogo de Francisco Pi y Margall, Volume 1

Capa
La Enciclopedia Democrática, 1890 - 983 páginas
 

Opinião das pessoas - Escrever uma crítica

Não foram encontradas quaisquer críticas nos locais habituais.

Outras edições - Ver tudo

Palavras e frases frequentes

Passagens conhecidas

Página 597 - Todos los españoles tienen libertad de escribir, imprimir y publicar sus ideas políticas sin necesidad de licencia, revisión o aprobación alguna anterior a la publicación, bajo las restricciones y responsabilidad que establezcan las leyes.
Página 84 - Españoles: recordad lo que han sido vuestros padres, y contemplad vuestro estado. No es vuestra la culpa, sino del mal gobierno que os ha regido; tened gran confianza en las circunstancias actuales, pues yo quiero que mi memoria llegue hasta vuestros últimos nietos, y esclamen: — Es el regenerador de nuestra patria Napoleón.
Página 370 - España, y levantarla al grado de esplendor que ha tenido algún dia, y que en adelante tendrá, es mirado por nosotros como una de nuestras principales obligaciones. Acaso no pasará mucho tiempo sin que la Francia, y la Europa entera, reconozcan que la misma nación que sabe sostener con tanto valor y constancia la causa de su Rey y de su libertad contra una agresión, tanto...
Página 849 - Ordinarias actualmente abiertas, á saber, los que sean depresivos de los derechos y prerrogativas de mi soberanía, establecidas por la Constitución y las leyes en que de largo tiempo la Nación ha vivido, sino el declarar aquella Constitución y tales decretos nwlos y de ningún valor ni efecto...
Página 370 - Señor general: Yo no sigo un partido; sigo la santa y justa causa que sostiene mi patria, que unánimemente adoptamos los que recibimos de su mano el augusto encargo de defenderla y regirla, y que todos habernos jurado seguir y sostener a costa de nuestras vidas.
Página 821 - VM que en él halla la prueba más auténtica de que no han sido infructuosos los sacrificios que el pueblo español ha hecho por recobrar la Real Persona de VM y se congratula con VM de ver ya muy próximo el dia en que logrará la inexplicable dicha de entregar á VM la autoridad Real, que conserva á VM en fiel depósito, mientras dura el cautiverio de VM — Dios conserve á VM muchos años para bien de la Monarquía.
Página 557 - ¿Juráis la santa religión Católica, Apostólica, Romana, sin admitir otra alguna en estos reinos? ¿Juráis conservar en su integridad la nación española y no omitir medio alguno para libertarla de sus injustos opresores? ¿Juráis conservar a nuestro amado, soberano el señor don Fernando VII...
Página 704 - La soberanía reside esencialmente en la Nación, y por lo mismo pertenece a ésta exclusivamente el derecho de establecer sus leyes fundamentales.
Página 914 - No resulta del proceso, decía, que el teniente general don Luis Lacy sea el que formó la conspiración que ha producido esta causa, ni que pueda considerarse como cabeza de ella; pero hallándole con indicios vehementes de haber tenido parte en la conspiración, y sido sabedor de ella, sin haber practicado diligencia alguna para dar aviso á la autoridad más inmediata, que pudiera contribuir á su remedio, considero comprendido al teniente general D.
Página 520 - Berthemy, en que decia : (iLo que ahora ocupa mi atención es para mí un objeto de mayor interés. Mi mayor deseo es ser hijo adoptivo de SM el Emperador, nuestro soberano. Yo me creo merecedor de esta adopción, que verdaderamente haría la felicidad de mi vida, tanto por mi amor y afecto á la sagrada persona de SM, como por mi sumisión y entera obediencia á sus intenciones y deseos.

Informação bibliográfica